Mis tesoros

Lilypie Kids Birthday tickers
Lilypie Kids Birthday tickers

jueves, 7 de junio de 2012

Porteando, ando

Estaba hasta el moño del carrito de la nena, había leído en bastantes blogs y webs de bebés sobre las maravillas del porteo y estaba animada a probarlo, pero me daba miedo comprar un fular o una bandolera, no saber colocarlo y que se me cayera la nena, con el niño compramos una mochila porta-bebé de Jané, pero fue un fracaso absoluto, no hubo manera.

Hasta que el otro día en la puerta del cole me encontré con la mamá de un antiguo compi de mi hijo de la guardería que llevaba a su hijo pequeño con una bandolera, así que la pregunté, me dio la referencia de una mamá que los hace y te enseña a colocarlo aquí en mi ciudad, así que ¡genial!, la llamé y quedamos en su casa.

Estuvimos charlando, me enseñó como ponerlo y me prestó un fular para probar, lo he utilizado en casa y he salido con la nena tres días de paseo y al parque, la experiencia ha sido muy positiva, ella se duerme en un instante y va con una carita de tranquilidad que da gusto verla. De hecho la gente se me queda mirando y oigo comentarios del tipo: "anda, mira lleva un bebé".  Las señoras mayores, que al vivir en un pueblo hay en cantidad, no se cortan y me paran por la calle, "¿a ver qué rico?" que claro, con eso de que no la hemos puesto todavía los pendientes, pues piensan que es niño.

El primer día que salí a pasear porteando volví un poco cansada, la verdad es que tuve agujetas en los brazos, no sé, no conseguía relajarlos, inconscientemente la sujetaba, como si se fuera a caer. El segundo día fue mucho mejor y ya el tercero parece que he llevado así a la pequeñina toda la vida.

Ahora me queda aprender a colocarla para que pueda mamar estando en el fular y definitivamente me compro uno para disfrutarlo este verano.

2 comentarios :

Paula dijo...

Qué gusto. A nosotros nos pasó como a ti. Nos prestaron una mochila de Jané y el primer día que intentamos meterla se puso a llorar como una loca y ya nunca más la usamos.

violetazul dijo...

El porteo es una maravilla.
Yo uso el sling, me parece que da menos calor, y que es mucho más fácil de colocar al bebé.
Cuestión de gustos, supongo.
En relación a los brazos, te dejé comentario en tu entrada anterior que veo que no salió (mi conexión es una caca), te decía que es cuestión de costumbre.. A mí también me pasó al principio, pero a medida que lo vas usando, tu cuerpo se relaja.
Yo uso el sling desde que nació, y lo único que hago es cambiar la forma de sentarse, a medida que va creciendo. Mi nena pesa ya 9kg, y ahora va completamente erguida.. lo que le da una facilidad tremenda para mamar cuando le apetece ;)
En mi blog, hay un enlace a un video que con instrucciones para coserte tu misma el sling, (es suuuuuuuuper fácil).
Cualquier cosa, me dices, si necesitas ayuda. Te dejo el mail si quieres escribirme por allí.
violetazul75@yahoo.es
Besitos y feliz porteo!